miércoles, 29 de julio de 2009

Ahora (y IV) / Por Cedhot Arias


Veo tus ojos
como dos panales de miel
cerrados.

Bailan abejas su dulce nectar
en nuestra habitación
iluminada de ti.

Veo tus ojos cerrados
como balcones en flor... y pienso.
Sientes como
el agua baja por tu cuerpo,
imaginas la suave humedad
en los senos
y tus labios asoman tímidamente
su promesa vital.

Son mis manos el agua.
Ebria, tu fragancia recorre
la brisa de este cuarto huracanado.

Ebria,
desnuda.

Es el sudor guardado en mi piel
es tu sudor guardado en mi sabana.
Mientras te sumerges en el agua.

Cedhot Arias 
29/07/09

No hay comentarios.: