viernes, 27 de febrero de 2009

Renuente / Por Cedhot Arias

Despacio, casi sin sentirlo,
el filoso aroma de tu cuerpo
trazó un sendero largo
en la frágil colmena que sostiene
todos mis sentidos.


Levedad efímera,
es un aguacero inerte
nuestra piel
nuestros olvidos.



Cedhot Arias
27 de febrero de 2009
12:32 p.m.

No hay comentarios.: